Posts Tagged ‘relaciones’

¿Por qué Repetimos el Mismo Patrón En Las Relaciones?

Por qué Repetimos el Mismo Patrón En Las Relaciones“Sabrina tiene 42 años, hace 5 años que se encuentra soltera, si bien ha salido con chicos durante este tiempo, no ha encontrado una persona con la cual poder dar el siguiente paso y ponerse de novia en una relación estable y comprometida; sus relaciones han sido durante este tiempo más bien fugaces, cortas, así como han llegado sin aviso de han ido sin dar una despedida. Una y otra vez se ha preguntado que ha estado haciendo mal para que sus relaciones no perduren en el tiempo, se ha cuestionado si será su aspecto físico, sus modos de hablar, su profesión exitosa, ya no sabe que más pensar. Lo único cierto es que le está costado mucho esfuerzo y energía mantener sus últimas relaciones y sigue sin entender los motivos por los que estas terminan, solo se repite una y otra vez ¿porque sigo eligiendo este tipo de hombres que no quieren un compromiso o una relación seria?”

La historia de Sabrina no es muy lejana de la realidad que atraviesan cientos y cientos de mujeres y hombres en la búsqueda de parejas estables; se terminan topando con personas que de alguna manera repiten patrones de comportamiento lejos de ser los que realmente necesitan para construir una relación sana en tu vida, pero sin embargo por alguna razón estos personajes siguen tocando a tu puerta y tu continúas abriendo la misma dándoles cabida en tu vida.

Los patrones de comportamiento a los que hacemos alusión en este escrito son muchísimos y variados, por citar algunos, hablaremos de personas infieles, violentas, celosas,  manipuladoras, vividoras, irresponsables, con falta de compromiso, económicamente inestables, entre otras.

La pregunta es ¿por qué? ¿Por qué permiten que ciertos patrones continúen persistiendo en sus relaciones? Para entender que esta situación está haciendo parte de sus relaciones hace falta tener la capacidad de introspección, de indagar sobre quienes estamos eligiendo y por qué, quienes están haciendo parte de nuestra vida en estos últimos años, a quién estamos permitiéndole conocernos y que nos está atrayendo de dicha persona para darle cabida en nuestras vidas; no es sencillo descubrirlo, de hecho, por esto se convierte en parones de comportamiento que permitimos, porque al momento de percatarnos de dicha situación ya han pasado varias relaciones con este denominador en común lo cual nos da un pie para pensarlo, para detenerlos y preguntarnos ¿qué nos está pasando?. Otras veces incluso te es más difícil descubrirlo y son tus amistades o familiares quiénes te marcan estas características de tus ex parejas, quienes con frases como “abre los ojos esta persona nuevamente te fue infiel” “ está aprovechando tu dinero, no te das cuenta? Otra vez tienes a tu pareja conviviendo con vos y solo llevan 1 mes de conocerse… ojo no quiero que te vuelva a pasar lo mismo”, “Veo que no tienes tiempo de salir con nosotras ahora que te pusiste de nuevo en pareja, ¿no quiere que nos veas? Decime la verdad porque con tu ex nos enteramos cuando ya había pasado todo y no quiero que te vuelva a pasar lo mismo”

Hay cierta historia cargada de sucesos negativos que todos llevamos dentro ; algunos la relacionan con temas familiares vividos durante alguna etapa o varias de su vida, otros con situaciones de desplantes o bullying en la adolescencia, otros con dificultades para acoplarse a ciertas reglas y modos que la sociedad imponía en ciertos estadios de su vida otros con desamores que marcaron su vida amorosa; como sea, la vida es un camino y como tal a veces en el medio de éste nos topamos con piedritas, con caminos alternos, con vegetación que nos cubre el horizonte; y cada uno va encontrando la manera de hacerse paso en este pasaje para llegar airoso y continuar el camino elegido. Algunas personas se terminan topando una y otra vez con las mismas piedras, o eligen vías que parecen alternas pero al final siempre acaban por llegar al mismo punto de partida como si jamás hubiesen avanzado. Entonces se preguntan ¿pero qué debo hacer entonces? ¿Por qué a pesar de sentir que he caminado muchísimo, que ya lo intenté todo sigo en el mismo lugar? ¿Qué se necesita para avanzar? ¿Cómo se sale de este lugar y se encuentra de nuevo el camino?

Lo primero es poder descubrir que estás repitiendo historias, si bien son distintas las personas, pareciera que lo que ocurre con ellas tiene muchos puntos en común. Una vez que has podido determinar que hay un patrón de conducta en tus relaciones , lo siguiente y con ayuda de un profesional es indagar por qué estas siendo partícipe de este patrón; entender que hace que continúes permitiendo el ingreso de este tipo de comportamientos en tu vida de pareja. Una vez que esto lo hayas podido conversar con la profundidad y seriedad que merece, podrás empezar a entenderte y decidir darte una oportunidad con otro tipo de personas, sentir que mereces otro tipo de relaciones.

No es un proceso fácil, de hecho es doloroso, te enfrentas a ti mismo, a tus creencias, a tus temores, a tu autoestima, a tu historia personal; pero vale la pena en el momento en el que puedes mirar hacia adelante con optimismo, en el que puedes sentirte dueño/a de tus decisiones y de tu cambio, en el que puedes atrévete a soñar con relaciones hasta hoy impensadas. No temas escucharte, gracias a ello puedes generar el cambio.

Licenciada Orit Vaisman Bacall
Matrícula Nro. 64563
psicologiaytratamientointegral@gmail.com

¿Se Puede Sentir Amor Cuando No Hemos Visto a la Persona?

Se puede sentir amor sin verComo ya hemos hablado en notas anteriores, cada vez son más las personas que buscan el amor a través de redes sociales o páginas de citas online. Algunas parejas que se conocen de esta forma mantienen su romance mediante estos medios, sin continuar hacia el siguiente nivel en el que se conocerán cara a cara.

Los motivos para que ello ocurra son varios, pero la pregunta que hoy queremos trabajar es ¿Se puede amar a alguien cuando no lo hemos visto en persona? Hay quienes dicen que el amor entra por los ojos, que necesitamos saber cómo nos hace sentir ese alguien a través de su mirada, su tacto, poder darnos cuenta con su beso si hay química o no, mirarlo a los ojos y descubrir si ellos nos genera mariposas en el estómago. Pero cuando no lo hemos podido ver, solo imaginar el cómo será ese momento ¿igual podemos decir que amamos a esa persona? (más…)

El amor en tiempos de Tinder e Instagram.

Apps de citasTener una relación amorosa o sexual en la historia del planeta Tierra, nunca había sido tan absurdamente fácil. Además de la gran ventaja que te da la existencia de redes sociales –donde cualquier persona que te agrade está a solo un inbox de distancia– ahora hay aplicaciones exclusivamente para citas.

La segmentación es aún mayor, estamos a un dedazo de poder conocer a alguien con el que existen posibilidades de reproducirnos. Sí, quizás sea intenso pensar en reproducirse con alguien que ni siquiera has conocido o no tienes la menor idea de qué tipo de música escucha o si utiliza crocs, pero esto es una representación precisa y exacta del mundo de hoy. Incluso ante tanta oferta es entendible que suframos de parálisis de libertad de elección, o explicado de forma más clara: cuando decidimos ver algo en Netflix y pasamos más tiempo tratando de decidir qué película o serie ver, que fijando nuestros ojos en alguna. (más…)

Cómo Volver con tu Ex -según los expertos-

Como volver con tu Ex, según los expertosLa soledad y el anhelo que se sienten después de una ruptura reciente a veces pueden resultar realmente abrumadoras. ¿Qué mejor manera de aliviar esa profunda tristeza y ese dolor que retomando el contacto con aquella persona que te rompió el corazón?

Un estudio reciente ha revelado que casi el 50 por ciento de los jóvenes ha intentado por lo menos una reconciliación con su ex.

Aunque puede resultar en un auténtico desastre si se hace precipitadamente o con las intenciones equivocadas, volver a estar juntos no es siempre una idea tan terrible como parece en Emoji: la película. Si ambos han dedicado tiempo a limar sus diferencias, la reconciliación podría llegar a tener sentido. Pero es una decisión importante que debería hacerse con sensatez.

Antes de que te lances de golpe a los brazos de tus ex (o de que les envíes un mensaje), es importante que tengas una estrategia. Preguntamos a algunos coaches especializados en citas, expertos en relaciones y terapeutas sobre lo que debe tenerse en cuenta a la hora de volver con una antigua pareja. Los consejos que nos dieron pueden servir como guía para todo aquel que le quiera dar a su “antiguo amor” una segunda oportunidad. Las respuestas han sido editadas por cuestiones de extensión y claridad. (más…)

Por qué está bien salir con un hombre con menos educación que una

Por qué está bien salir con un hombre con menos educación que unaMientras manejaba hasta el garaje del edificio Ronald Reagan de Washington, donde se iba a celebrar un evento nocturno, me topé con un guardia de seguridad muy bello. “Buenos días”, dijo. “Es tardes”, le contesté con una sonrisa.

Encontré consuelo en el nerviosismo que causó su desliz y eso se reflejaba en mí. Me dio el coraje para preguntar sobre su estado civil y preguntarle su número de teléfono. Esa actitud tan atrevida era algo muy raro en mi carácter. Él me pidió que le escribiera, para que pudiera tener mi número de teléfono. Lo hizo. Fue sencillo: “Soy Seleana”.

A los cuatro minutos de escribirle el mensaje recibí una respuesta: “Tu sonrisa hizo mi mañana“. Me reí y tome la decisión de conocer a Greg.

Hemos estado saliendo durante seis meses. La ligereza y la facilidad se muestra en todos los aspectos de nuestra relación, mientras que en los romances anteriores parecían ser más competitivos que compasivos.

(más…)

Me Dejaron

Me dejaronCuando una relación se termina, es habitual entre los amigos preguntar: ¿él/ella te dejo? O ¿vos lo dejaste? No sé qué hace tan interesante su respuesta, pero parece que ciertamente define una postura en la forma en la que cada integrante de la ex-pareja conlleva a futuro la ruptura.

Quien ha sido dejado, se siente “abandonado”, una “víctima” de la situación,  le recorre la sensación de no haber sido lo suficientemente bueno para, no haber podido general tal o cual cosa en el otro,  y lo más fuerte de todo…. No ser más amado por quién ellos aman. (más…)

¿Por qué Siempre Elijo Mal?

¿Por qué Siempre Elijo Mal?Cansados de atravesar relaciones fallidas, de ilusionarnos con un nuevo amor y descubrir que nuevamente éste no funcionará, agotados de intentarlo en varias oportunidades sin llegar a un final feliz; nos preguntamos ¿Estaré eligiendo mal?

Claramente algo nos está pasando, ya no sabemos si somos solo nosotros quienes generamos que nuestras relaciones fracasen, o son las personas que estamos eligiendo quienes no son funcionales para una relación o finalmente somos ambos que al no ser compatibles no podemos hacer que la relación prospere.

Lo que nos es claro es que algo anda mal, por alguna razón nuestras relaciones de pareja no están dando frutos, se están desvaneciendo ante nuestros ojos, ya nos sabemos que más  hacer o decir para que esto no suceda nuevamente, pero lo lamentable es que se sigue repitiendo la historia.

Nos decimos una y otra vez ¿por qué estoy eligiendo mal? ¿Por qué me estoy fijando en estas personas que poco y nada tienen que ver conmigo? ¿Por qué sigo dándole oportunidades a relaciones que desde el primer momento estaban condenadas a fracasar? ¿Porqué no puedo escuchar mi voz, mi intuición y alejarme de ciertos hombres/mujeres? ¿Hasta cuándo voy a seguir repitiendo esta historia?

Muchas veces no somos conscientes de las malas elecciones que tomamos en el campo del amor, es solo cuando tocamos fondo que nos empezamos a cuestionar que algo anda mal e indagamos en nuestro ser que nos puede estar sucediendo. Cuando llegamos a este punto estamos agotados, desesperanzados, no sabemos si podremos creen nuevamente en el amor o en el poder estar bien con alguien, nos parece que todos a nuestro alrededor tienen una vida en pareja afortunada pero que por algún motivo esta suerte no nos tocó a nosotros, nos alimentamos por lo que pudo ser y no fue, nos volvemos a replantear aquel amor fallido por el que decidimos no luchar más y ahora creemos que fue un error dejarlo ir; volvemos recurrentemente al pasado, de hecho nos quedamos a vivir en él sin poder dejarlo ir; necesitamos con todas nuestras fuerzas  aferrarnos a algo y no sabemos a qué.

Es un momento difícil, nuestra cabeza da vueltas y vueltas sin parar, pero algo positivo que tiene este momento es cuando por fin podemos hacernos estas preguntas; podemos indagar sobre que nos sucede, sobre el porqué de nuestras elecciones y tratamos de encontrar respuestas; siempre que busquemos caminos estos van a aparecer ante nuestros ojos; siempre que busquemos respuestas éstas vana  llegar, siempre que queramos cambiar, el cambio va a ser posible. Todo depende de la mirada que tengamos, del lugar en el que deseemos estar y de la forma en la que estemos dispuestos a vivir.

Las malas elecciones son producto de falta de claridad sobre aquello que deseamos y sobre quienes somos nosotros mismos y lo que necesitamos, son consecuencia de las “prioridades” que solemos ponernos en la vida, son el resultado de actuar impulsivamente y dejarnos guiar solo por la emoción, por el momento, por el aquí y el ahora.

Para poder tomar buenas decisiones es necesario que primero sepamos quienes somos, que descubramos que necesidades tenemos, que objetivos de vida nos estamos planteando, que tengamos una meta o varias a cumplir y que sepamos por qué camino estamos dispuestos a andar y por cuáles otros no; es importante además que podamos permitirnos entrar a conocer al otro, no solo guiarnos por su apariencia; igualmente redistribuir nuestras prioridades con base a lo que realmente nos es importante nos va a ayudar a organizar nuestra mente y a enfocarnos en lo verdaderamente trascendental.

Por otra parte, las emociones son esenciales pero también nos juegan malas pasadas, debemos poder equilibrar nuestra emoción con nuestra razón, ni guiarnos solo por una ni solo por la otra; aquí es donde está la verdadera tarea del ser; en poder mediar entre lo que sentimos y aquello que sabemos debemos hacer. A veces sentimos que amamos a alguien y en nombre de este amor perdonamos infidelidades, violencia, descuidos hacia nuestra persona; reincidimos en estas relaciones patológicas sin poder cortar definitivamente con ellas. Solo hasta que nuestra razón pueda interponerse en este camino y hablarnos,vamos a poder escucharla y entender:“esta relación no me hace bien, siento que lo amo, pero ¿si esto es amor porque sufro así? ¿ Si esto es amor entonces porque me siento tan miserable? ¿Si esto es amor entonces porque quiero alejarme?, ¿Si esto es amor porque siento que esto no está bien? ¿Si esto es amor porque me pregunto si algo alguna vez cambiará? Quizás no es amor, quizás soy yo, que tengo miedo a dejarte ir, a estar sola/0, que siento que me has hecho tan dependiente de ti que no puedo soltarte; solo ahora puedo tomar distancia y verlo, entenderlo y decirme una y mil veces: Esta historia no la quiero volver a repetir.

Licenciada Orit Vaisman Bacall
Matrícula Nro. 64563
psicologiaytratamientointegral@gmail.com

Por qué tu próxima relación no va a ser mejor que la actual

Por qué tu próxima relación no va a ser mejor que la actualRomper con tu pareja podría equipararse a recibir puñetazos en el estómago durante varias semanas seguidas. Un dolor físico y emocional que te debilita y afecta a tu vida diaria, te jode cualquier plan de futuro que tuvieras, salpica incluso a tu círculo de amistades y a tu contrato de alquiler y hace tambalear tu creencia en un mundo justo. Según la escala de estrés creada por los psiquiatras Thomas Holmes y Richard Rahe, lo único que causa más estrés que romper con tu pareja es la muerte de esta.

Pese al dolor que supone, la mayoría hemos vivido más rupturas antes de cumplir los treinta que nuestros abuelos en toda su vida. Pero eso está bien, ¿no? Tenemos la oportunidad de encontrar a la pareja perfecta, mientras que antiguamente las personas permanecían juntas por imperativo social.

Sin embargo, la psiquiatra alemana Adelheid Kastner, directora de la planta psiquiátrica de la Clínica Universitaria Kelper, no está de acuerdo con esta premisa. El mes pasado, Kastner publicó Tatort Trennung, cuya traducción sería “ruptura en la escena del crimen”. El libro presenta casos en los que las rupturas provocaron daños irreparables o incluso destrozaron las vidas de los implicados y señala que esos finales dramáticos podrían haberse evitado. (más…)

Como Olvidarte

Como Olvidarte“Nunca conocí a alguien como él y para serte sincera no creo poder llegar a estar con otra persona; él me sabía entender, escuchar, me apoyaba, era muy tierno; todavía no puedo entender como terminó todo, ¿qué fue lo que pasó? Ayer me decía Te Amo y hoy simplemente no está… es algo que no logro comprender; trato de hallar una explicación a todo esto pero no la hay, no sé por qué me dejó, porqué se fue, si yo le daba todo”

Hay amores que son muy difíciles de olvidar, que se meten en tu alma y sin darte cuenta estas locamente enamorada de alguien, vives para él, tu vida entera gira en torno a esa persona; y no concibes la idea de perderlo; hasta que un día te sorprendes con esta noticia; la sientes como un baldazo de agua fría y solo puedes pensar ¿como voy a poder vivir sin él? (más…)

1 2 3 5