¿Cómo Piensa Cada Género? Parte 2

Seguramente te estarás preguntando, porque será tan difícil que él/ella nos responda como nosotros queremos, no entendemos de donde salen sus comentarios, sus respuestas no se condicen con lo que esperábamos escuchar y nos frustramos

Quizás esto se deba a que ambos géneros brindan su ayuda de manera distinta: la forma de “ayudar” a resolver un problema por parte de la mujer es mediante la escucha y el consejo; sin embargo un consejo dado cuando no ha sido solicitado por el hombre, puede ser visto por este como una actitud crítica y agresiva. Tengamos en cuenta que para el hombre la ayuda proviene de brindar soluciones.

Por otra parte, a veces la mujer sólo quiere compartir sus sentimientos acerca de su vida diaria, sólo pretende ser escuchada, pero pareja creyendo que la “ayuda”, la interrumpe con una avalancha de soluciones para sus problemas. La mujer termina rechazando estas soluciones , y genera en el hombre la sensación de que su competencia es puesta en tela de juicio y como resultado siente que no se confía en él, que no se lo aprecia y deja de preocuparse y su voluntad de escucha disminuye notablemente. Tengamos en cuenta que la mujer espera recibir ayuda mediante la escucha.

Ejemplifiquemos la manera en que un hombre puede invalidar los sentimientos de una mujer y ofrecer soluciones no solicitadas. Trate de reconocer la razón por la que ella podría rechazarlo:

“No deberás preocuparte tanto”
“No es tan grave”
“No deberías ofenderte por eso, sabes que no es lo que quise decir”
“No hay nada que podamos hacer al respecto, es cuestión de aceptarlo”
“De ahora en adelante me encargaré de eso”
La mujer rechaza sus respuestas y su modo de hablar, no las soluciones que da en sí.

Ahora ejemplifiquemos que le sucede a los hombres cuando la mujer ofrece un consejo no solicitado o una crítica aparentemente inofensiva; veremos que esto puede generar en él muros de resistencia y resentimiento. Trate de reconocer por qué el podría sentirse controlado:

“¿Por qué compraste eso?, ya tienes uno”
“Tu pelo está creciendo bastante ¿No?
“Allí hay un estacionamiento, gira el auto hacia ese lugar”
“No pongas eso allí, se perderá”
“Esas papas están demasiado grasosas no te hacen bien al corazón”
Él no rechaza sus necesidades sino la manera en la que ella se acerca a él

Y vos… ¿Solés decir estas frases? ¿Cómo respondés cuando tu pareja te dice alguna de ellas?

Orit Vaisman
Especialista en psicología Clínica- Sistémica
E-Mail:psicologiaytratamientointegral@gmail.com

Compártelo!Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestEmail this to someone

Dejar un Comentario