Año Nuevo Corazón Contento

Año Nuevo, Corazón ContentoEstamos en el mes de Diciembre y de a poco nos vamos acercando al fin de año; este fue sin dudas un año difícil, con muchos cambios, inestabilidad, incertidumbre para nosotros los ciudadanos, pero sin dudas fue un año en el que probamos algo distinto, nos dimos la posibilidad como país con sus pros y sus contras,venciendo nuestros temores y nuestra tendencia a la rutina y al costumbrismo.

Posiblemente estos cambios también los vivenciamos nosotros en nuestras casas, influyeron en nuestra economía, en nuestro trabajo, en nuestra sensación de bienestar; todo se encuentra estrechamente relacionado aunque no lo creamos o no lo pensemos.

A pesar de estos pormenores hemos aprendido que si se puede, que la adversidad sólo nos hace más fuertes; hemos sabido llegar al último mes del año y con ello también al momento de mayor cansancio y estrés; todos en las calles parecen locos corriendo de un lado para el otro, la gente está nerviosa, grita y pelea por cualquier cosa, los saqueos no demoran en tomar las primeras páginas del periódico; pero por otro lado estas fechas vienen acompañadas de un sentimiento mágico y distinto , hay  mucha emoción: se viene la navidad, el festejo de un nuevo año, las vacaciones, y con ello empezamos a sentirnos más relajamos, despreocupados, felices.

Las fiestas tienen el encanto de transmitirnos emociones y conducirnos a momentos de nuestra infancia, a traernos recuerdos de familia, a conectarnos con lo realmente importante y con nuestros seres queridos a quienes  capaz en el año no vimos con la frecuencia que quisiéramos; también las fiestas nos invitan a reflexionar, a visualizar ¿cómo fue este año para nosotros?, ¿que logramos?, ¿Qué otras cosas teníamos en mente y no se dieron?, hacemos un balance de lo que fue este año en todos los sentidos que nos eran importantes y descubrimos con asombro que hemos conseguido lo que anhelábamos o por el contrario que seguimos estancados en el mismo lugar y ante esto nos surge la pregunta ¿Que podemos hacer distinto este año para lograr lo que nos proponemos?

Sea cuál sea tu caso, estas instancias festivas ayudan a que puedas hacer un alto en el camino, pensar en tus objetivos, conectarte con personas que te hacen bien, despejar tu cabeza de las preocupaciones cotidianas, divertirte y volver a ser un niño, te permiten reencontrarte con sentimientos quizás olvidados por el trajín de los días; te hace cuestionar sobre la persona que eres y la persona que deseas ser; es un buen momento para dejar fluir tus emociones, para pensar con el corazón en lugar de la razón, para generar nuevos sueños y metas a cumplir para el próximo año o reestablecer aquellas que no se han logrado por otras más alcanzables; es momento de abrirse al amor, enfocarnos en otro terrenos de nuestra vida que han sido dejados de lado durante este año.

Que estas fiestas te vean llegar con felicidad, te reciban con nuevas oportunidades de cambio, que puedas reencontrarte contigo mismo y tus sueños, que cuides a tus seres amados y los sepas valorar; si aún estás soltero que sea un año para darte nuevas oportunidades en el amor, para dejar atrás tus temores, tus historias fallidas, que puedas generar la suficiente apertura mental y emocional para conocer a otra persona.

Felices fiestas y feliz año, con cariño.

Licenciada Orit Vaisman Bacall
Matrícula Nro. 64563
psicologiaytratamientointegral@gmail.com

Compártelo!Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestEmail this to someone

Dejar un Comentario